Derecho‎ > ‎Grado en Derecho‎ > ‎Derecho Romano‎ > ‎

Interdictos y acciones

El pretor protege, mediante los interdictos, determinadas situaciones de hecho (posessio ad interdicta).

Éstos se clasifican en categorías, según su finalidad:
  • de retener la posesión (retinendae possessionis), para impedir los actos de quien lesiona o turba el ejercicio de la posesión;

  • de recuperar la posesión (recuperandae possessionis) a favor de aquél que ha sido despojado de ella;

  • de adquirir la posesión (adipiscendae possessionis) . En éstos se incluyen interdictos especiales, como los hereditarios, quorum bonorum y quod legatorum, y el interdicto Salviano, en materia de garantías reales.